¿ Cual es el origen de la expresión “quien fue a Sevilla perdió su silla”?

sevilla1

Sevilla, ciudad milenaria, llena de historia, leyendas, curiosidades y refranes. Uno de los más usados por los sevillanos “Quien fue a Sevilla, perdió su silla”, tiene su origen durante el reinado de Enrique IV (1425-1474), cuando fue nombrado arzobispo de Santiago de Compostela un sobrino de don Alonso de Fonseca, arzobispo de Sevilla. En aquellos tiempos el reino de Galicia estaba muy alborotado, y el sobrino pidió ayuda a su tío para poder tomar posesión de la sede episcopal.

Don Alonso de Fonseca accedió en ayudar a su sobrino, quedando convenido en que éste se quedaría a cargo del arzobispado de Sevilla mientras su tío ponía paz en Galicia. Efectivamente, don Alonso restableció la paz en la revuelta diócesis de Santiago, pero cuando volvió a Sevilla para recuperar su cargo se encontró con la desagradable sorpresa de que su sobrino se negaba a devolverle la silla arzobispal hispalense.

Este enfrentamiento entre tío y sobrino creó un gran revuelo, siendo necesarios un mandamiento del Papa y la intervención del monarca con el uso de su fuerza para restablecer a don Alonso en su antiguo cargo.

De ser cierto que esta historia dio origen al refrán, se deduce que la ausencia perjudica no al que se fue a Sevilla, sino al que se fue de ella, por lo que debería decirse Quien se fue DE Sevilla, perdió su silla.

lajuderiadesevilla.com

LAS ALMAS DE SEVILLA II (LA HISTORIA CONTINUA…)

almas 2 logoMolarte_plantilla_horizontal

Si “Las Almas de Sevilla” te gusto, ahora en la segunda parte de esta escalofriante ruta, te sorprenderás con los nuevos misterios sin resolver que os presentamos.

Sevilla es una ciudad llena de misterios ocultos, de lugares encantados y de espíritus que nos rodean. Historias de terror que nunca debieron ocurrir y que se repiten cada noche.

 ¿Sabías que existen lugares encantados en Sevilla? ¿Que hay casas malditas? ¿Que hay espíritus que nos rodean? En nuestra ruta recorreremos esos lugares mágicos de la ciudad habitados por seres extraños, donde ocurren algunos hechos que no tienen explicación racional, pero sin embargo ocurren sin que sean percibidos por la mayoría de las personas. Asesinatos, suicidios, apariciones, elementos que se mueven solos. Si quieres ser uno de los elegidos para descubrir estos enigmas solo tendrás que pasear junto a nosotros en busca de Las Almas de Sevilla II.

 

Fechas: CALENDARIO DE ACTIVIDADES

Duración: 1,5h aprox. Edad minima 12 años.

Lugar de encuentro: Puerta de la facultad de bellas artes ( c/ Laraña )

Precio: 6€ (IVA INCLUIDO) El pago se realizará en el punto de encuentro, antes de realizar la visita.

 Más info: 617 148 472 (+ whatsapp)

lajuderiadesevilla.com

Puerta de Triana en el zoológico de Jerez

trianaamolarte_plantilla_cuadrada

Sevilla vivió en el año 1868 la decisión urbanística más relevante de su historia: derribar la muralla almohade y las puertas levantadas en el siglo XII en pro de la expansión de la ciudad y la permeabilidad del centro al tráfico rodado. En contra, los sevillanos perdieron el que probablemente fuese el mayor monumento que tendría hoy la ciudad.

La muralla circundaba el centro de la ciudad y, a lo largo de ella, se disponían hasta una veintena de accesos entre los que se dividían entre trece puertas y otros tantos postigos. En la actualidad solo quedan cuatro entradas de la veintena existente: la Puerta de La Macarena,el Postigo del Aceite y la única puerta original construida por los almorávides, la de Córdoba, y la Puerta de la Victoria o Arquillo de la Plata.

Aunque físicamente se perdieran las puertas, no ha dejado de ser usada por los sevillanos para concretar o referenciar algún punto urbanístico de la ciudad, ¿Quién no ha quedado alguna vez en la puerta de Jerez?. Hasta esa localidad gaditana nos trasladamos hoy para conocer esa historia oculta y desconocida que tanto gusta a los sevillanos.

La puerta de triana reconstruida en 1592, fue una de las vias de comunicacion comercial mas importantes de la ciudad, es posible que fuese trazada por el arquitecto Hernán Ruiz II.

La puerta estaba compuesta por dos fachadas iguales, de dos cuerpos con tres calles, en la central se abría el vano de entrada con una pintura de la santísima trinidad y en la otra cara nuestra señora de la Piedad. También existía una calzada que comunicaba la puerta con el antiguo arrabal sevillano.

1.puerta-de-triana - copia

A finales de 1868, el jerezano José Girón y Alcalá, que tenía influencias con los nuevos integrantes del consistorio, obtuvo la adjudicación del derribo, a cambio de quedarse con los materiales. Estas piedras fueron subastadas, algunas sirvieron de adoquines, para decoración doméstica y la gran parte se le adjudicaría a la empresa jerezana “sociedad de aguas de tempul”, que realizaba obras para abastecer de agua a la ciudad jerezana desde el manantial del valle del Tempe.

Los depósitos de almacenamiento se ubican en una zona elevada denominada viñas de picadueña, donde estuvieron casi un siglo, posteriormente la sociedad se disolvió y ese lugar pasó a ser  un parque hasta que en 1953 se ubica el zoológico de jerez, quedando las piedras en el interior del mismo.

Puerta de Triana 03

lajuderiadesevilla.com

¿Sabías que Sevilla tuvo romería en honor a la Virgen de los Reyes?

reyes-romeria

Hoy en día estamos acostumbrados a ver imágenes correspondientes a una romería que consiste en una gran afluencia de personas que se dirigen a una ermita o santuario para venerar a alguna Virgen o Santo.  Muchas son las que se realizan en las que predomina el ambiente festivo y donde se come, bebe, canta y baila mientras se realiza tal peregrinación.

Tras promulgarse en el año 313 d.C. el ‘Edicto de Milán’, en el que se permitía la libertad de culto en el Imperio Romano y, por tanto, se dejaba de perseguir a los cristianos, Roma se convirtió en el epicentro del catolicismo y muchas fueron las personas que peregrinaron hasta allí desde diversos puntos de Europa y Oriente Próximo tras haber sido evangelizadas.

Aquellos peregrinos que viajaban hacia Roma fueron llamados ‘romeros’ y, por consiguiente, ‘romería’ fue el término que se le asignó a esa peregrinación.

Con el tiempo se utilizó dicho vocablo para cualquier viaje o peregrinación con destino a un lugar sagrado como un templo, ermita o santuario sin tener en cuenta donde estuviera localizado. Al tratarse de un recorrido que solía durar varias jornadas, en algunos lugares ese trayecto tomó un carácter algo más distendido y menos religioso, incorporándose en las diferentes etapas que se realizaban el ambiente festivo que hoy en día conocemos.

La romería de Sevilla o la del Quintillo, conocida así popularmente por concluir en la capilla de la finca de Fuente Quintillo (actual universidad Pablo de Olavide), comienza en 1921, siendo Juan Carlos Cabello Castilla  precursor de tal idea.

La imagen que se observa data de 1922, y podemos apreciar una carreta decorada por varales rematados en arcos peraltados, que dejan entrever la imagen de la virgen que procesiona en esta romería, cabe destacar que no era la imagen original de la virgen de los Reyes. De la escasa ornamentación vemos algunos candelabros con velas en la parte frontal y lateral, la casi inexistencia de ornamento floral. Todo ello tirado por dos bueyes, flanqueados por peregrinos a caballo ataviados para la ocasión, destacando el acompañamiento de la guardia civil. Detrás de la carreta se aprecia la representación eclesiástica y los peregrinos o romeros acompañando a la virgen.

De las curiosidades que nos dejan esta fiesta tan inusual en la capital es que  llegó a crearse una hermandad de la Virgen de los Reyes en la capilla de Molviedro, o que la misma  Reina Victoria llegó a participar en el año 1925.

Una romería que no duraría mucho tiempo, ya que desapareció con la llegada de la República y posterior Guerra Civil española.

Fuente grafica: abc de Sevilla

lajuderiadesevilla.com

 

LAS LÁGRIMAS DE SAN LORENZO

calendario-agosto

 

El nombre de Perseidas, aunque en España también se las conoce como ‘Lágrimas de San Lorenzo’ por la festividad del santo, se debe a que la zona del cielo de donde parecen salir los meteoros por un efecto de perspectiva (radiante), se encuentra en la constelación de Perseo. La popularidad de esta lluvia de estrellas se debe en parte a su actividad, de las más intensas, y en parte a que se produce en agosto, mes de verano en que, lejos de las luces de las ciudades, se puede disfrutar más del cielo nocturno por las cálidas temperaturas.

San Lorenzo , uno de los diáconos de la iglesia romana, fue una de las víctimas de la persecución de Valeriano en el año 258. A comienzos del mes de agosto de ese mismo año, el emperador emitió un edicto ordenando matar inmediatamente a todos los obispos, curas y diáconos. Esta orden imperial se ejecutó inmediatamente en Roma.

En el calendario romano de fiestas del siglo IV su fiesta coincide con dicha fecha. Cuatro días más tarde, el 10 de agosto del mismo año, Lorenzo, el último de los siete diáconos, también sufrió la muerte de un mártir. La muerte de este santo mártir es en esa fecha según el calendario de Filocalo para el año 354. Este almanaque es un inventario de las principales fiestas de los mártires romanos de mitad del siglo IV; también menciona la calle donde se encontraría su tumba, la Vía Tiburtina .

Desde el siglo IV, San Lorenzo ha sido uno de los mártires más venerados de la iglesia romana. Constantino el Grande fue el primero en erigir un pequeño oratorio sobre el lugar donde fue enterrado. El Papa Pelagio II (579-90) amplió y embelleció el lugar. El Papa Sixto III (432-40) construyó, en la cima de la colina donde fue enterrado, una gran basílica de tres naves cuyo ábside está apoyado en la vieja iglesia. En el siglo XIII, el Papa Honorio III convirtió los edificios en uno y así es como se encuentra la Basílica de San Lorenzo hoy en día. El Papa San Dámaso (366-84) escribió un panegírico en verso que se grabó en mármol y se colocó sobre su tumba. Dos contemporáneos de este Papa, San Ambrosio de Milán y el poeta Prudencio, dieron detalles concretos sobre la muerte de San Lorenzo. Ambrosio relata (De officiis min. Xxviii) cuando se le preguntó a San Lorenzo por los tesoros de la Iglesia, este, hizo comparecer a los pobres entre los que, en lugar de darles limosna, había repartido el tesoro; también contó que cuando se llevaban al Papa Sixto II para ejecutarlo, éste reconfortó a San Lorenzo que deseaba compartir su martirio, diciéndole que le seguiría en tres días. El santo Obispo de Milán también explica que San Lorenzo fue quemado hasta la muerte en una parrilla de hierro. De igual manera, pero con más detalles poéticos, Prudencio describe el martirio del diácono romano en su himno a San Lorenzo.

El encuentro entre San Lorenzo y el Papa Sixto II, cuando éste último iba a ser ejecutado, según el relato de San Ambrosio, no es compatible con los informes contemporáneos sobre la persecución de Valeriano. La forma en que fue ejecutado quemado en una parrilla de hierro al rojo vivo también hace surgir importantes dudas. Las narraciones de Ambrosio y Prudencio se basan más en la tradición oral que en escritos. Es bastante posible que entre el año 258 y el final del siglo IV surgieran leyendas populares sobre este diácono romano tan venerado y que algunas de esas historias hayan sido preservadas por estos dos autores. En cualquier caso, nosotros carecemos de medios para verificar en fuentes anteriores los detalles que derivan de San Ambrosio y Prudencio, o para establecer hasta qué punto esos detalles se basan en la tradición histórica anterior. Probablemente, a principios del siglo VI se crearon otras versiones más completas sobre el martirio de San Lorenzo, y en estas narraciones muchos de los mártires de la Vía Tiburtina y de las dos Catacumbas de San Ciriaca en agro Verano y San Hipólito estaban relacionados de una forma romántica y totalmente legendaria.

 Sin embargo, a pesar de las críticas a las últimas versiones de su martirio, no cabe duda de que San Lorenzo fuera un personaje histórico real ni de que el diácono fue martirizado; tampoco existen dudas sobre el lugar donde ocurrió ni sobre la fecha de su entierro. El Papa Dámaso construyó una basílica en Roma dedicada a San Lorenzo; ésta es la iglesia conocida como San Lorenzo en Dámaso. La iglesia de San Lorenzo en Lucina, también dedicada a este santo, aún existe. El día de San Lorenzo sigue siendo el 10 de agosto (fecha de su muerte). Aparece en la iconografía con la parrilla de hierro en la que se supone que fue asado hasta la muerte.

lajuderiadesevilla.com

¿De donde viene la expresión cambiarse la chaqueta, o chaquetero?

carlos manuel 1 de saboya

Es muy común usar esta expresión, para aludir a personas que cambian de ideología o se alían con el vencedor, por lo que rápidamente cambian su forma de pensar e incluso de actuar.

Si ahondamos en el germen histórico de esta expresión, llegamos hasta el siglo XVII, siendo Carlos Manuel I, Duque de Saboya (1562-1630), el primero en cambiarse la chaqueta.

El Duque de Saboya era bien conocido por su habilidad de no mojarse políticamente e iba cambiando su apoyo a un país u otro, según le convenía las alianzas. Él mismo vestía una elegante chaqueta, que en aquellos tiempos se llamaba jubón.

Era una prenda que le cubría desde los hombros hasta la cintura y tenía la particularidad de que era reversible, ya que Carlos Manuel I había mandado que se la confeccionarán de color blanco por un lado y rojo por el otro. Según se encontraba en España o Francia, se iba cambiando la chaqueta, colocándola de un color u otro, según el país visitado, y así tenía contentos a los de un bando y otro.

lajuderiadesevilla.com

 

LA TUMBA DEL “NEGRO DE TRIANA”

tumba-negro-triana-kjyD--620x349@abc

Triana siempre ha sido fiel reflejo de las personas que habitaban este antiguo arrabal sevillano, desde tiempo inmemorial han sido diversos los motivos, que llevan a diferenciar a estos vecinos del resto de la ciudad, bien  por su idiosincrasia o forma de ser, el algo que les hace distintos en cierta medida.

Sevilla fiel a sus leyendas y tradiciones que rodean toda la historia de la ciudad, no podía dejar escapar a Triana y a su catedral, para que fuesen testigos de una de estas decenas de leyendas que nos inundan.

En Santa Ana, junto al retablo de Ánimas, se encuentra la lápida de Íñigo López, un supuesto esclavo que fue enterrado allí en 1503, y cuyo autor no es otro que Francisco Niculoso Pisano, uno de los más grandes ceramistas de la historia, el cual tiene muy pocas obras documentadas y que introdujo el oficio de la alfarería en el arrabal.

En el siglo XIX, un feligrés, conocido en el barrio como Castro, mientras se encontraba orando ante la capilla de las Ánimas se le apareció un anciano fantasma que le indicaba que allí, detrás de un retablo, estaba la tumba de un esclavo que había sido asesinado por un marqués.

Creyendo que eran cosas suyas, volvió a Santa Ana y de nuevo se le apareció el anciano para indicarle que, allí mismo, estaba enterrado el malogrado esclavo. Corriendo, se fue a decírselo al párroco, quien no le creyó y, a partir de ese momento, le tomaron por loco en el barrio. Y así, pasó algún tiempo y, en una de las remodelaciones que se hicieron en el interior de la catedral trianera, fue retirado el retablo detrás del cual aseguraba el viejo que se encontraba la tumba del esclavo asesinado. Y allí que apareció, y tanta fue la impresión que se llevaron los clérigos que se reunieron urgentemente para averiguar quién era ese tal Íñigo López.

Se trataba de un indio que había llegado de América con el sobrenombre de «El Negro». Fue el mismísimo Cristóbal Colón quien lo mandó para España. La historia se contextualiza en 1493, en la llegada de los conquistadores a Puerto Rico, donde se encontraron con los indígenas que poblaban la isla. Cuando la abandonaron los españoles, solicitó al jefe de la tribu que le cediera a algún joven para servirle, y a quien ofreció fue a su propio hijo. Al llegar a Sevilla, El Negro entró en el convento de San Francisco, donde se convirtió al cristianismo y adoptó el nombre de Íñigo López por mediación de un marqués de nombre desconocido al no constar en los archivos por la vergüenza que ocurrió más adelante, quien lo bautizó y lo sacó del claustro del convento para ponerlo a su servicio.

No era un esclavo más, sino que gozaba de todos los parabienes que deseara, hasta que un día, mientras se bañaba desnudo, su padrino el marqués intentó violarlo, a lo que se negó. El noble montó en cólera y, a golpes, asesinó a Íñigo López.

La leyenda de las siete patadas a la tumba

El indio que se trajo Colón del Nuevo Mundo yace, desde 1503, enterrado como un noble en la parroquia de Santa Ana, bajo una lápida de cerámica renacentista valiosísima. Desde que fue redescubierta a mediados del siglo XIX, surgió otra leyenda popular femenina en torno al malogrado Íñigo López. Se decía que aquellas solteras que le dieran siete patadas al compás a la sepultura, encontraban a un marido.

la gente se emocionaba, se dedicaba a darle patadas, y tuvieron que poner una verja alrededor para evitarlo, ya que se estaban cargando la tumba, que es de gran calidad. El sepulcro se encuentra en mal estado a la espera de que pueda ser restaurada, parte por las patadas que recibía y parte por el paso del tiempo, después de quinientos años.

Ésta es la legendaria historia de aquel indio conocido como El Negro, que murió asesinado, fue enterrado como un noble y acabó recibiendo patadas de las trianeras sin novio, quién sabe si como recuerdo a ese amor no correspondido hacia el marqués, que le provocó la muerte… tal vez como consecuencia de siete patadas recibidas.

 

lajuderiadesevilla.com

Fuente:

Abc de Sevilla

Sevilla monumental y artística , José Gestoso

EL EMBRUJO DE TRIANA

EM EMBRUJO DE TRIANA

Triana, un lugar mágico para perderse entre su historia, arte,rincones, leyendas y tradiciones.

 Triana, es visita obligada para el disfrute de los sentidos, un encuentro con la historia y la leyenda, un paseo por la cultura y la sensibilidad, recorrer su peculiar trazado de calles , es un verdadero privilegio cargado de belleza y encanto. El recorrido, lleno de curiosidades históricas que nos sorprenderán a cada paso. Una buena forma de pasar una tarde diferente y entretenida conociendo el legado que nos dejaron otras culturas .

Duración: 1,5h aprox. Recomendado para todos los públicos .

Precio: 6€ (IVA INCLUIDO) El pago se realizará en el punto de encuentro, antes de realizar la visita.

Lugar de encuentro: Plaza del altozano ( junto al monumento al flamenco)

 Más info: 617 148 472 (+ whatsapp)

lajuderiadesevilla.com